miércoles, 23 de mayo de 2012

Me da mucha pena.


Me da mucha pena cuando escucho: 'Son sólo once tíos detrás de un balón'.
Se trata de mucho más que eso.
Es aprender a tender la mano y a arrimar el hombro. 
Es enfrentarte a tus demonios, a tus miedos.
Encontrar tus límites y tener el valor de superarlos.
Nos hace fuertes, nos hace humanos: es Fútbol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario