sábado, 23 de junio de 2012

Ilusión de un padre Futbolero afortunado.

Los anuncios de Mahou son geniales. Aquí os dejo otro ejemplo de ello, un padre cuya descendencia fue de todo menos la deseada. A pesar de tener tantas hijas, sabe que es lo mejor que le ha pasado con ellas y que, aunque no compartan su pasión por el fútbol, el sentimiento que les une es único.
Hijas.


Pero hay partidos... en los que no se juega un título, sino un sentimiento.
Y de eso... de eso ¡vaya si saben las mujeres!

No hay comentarios:

Publicar un comentario